close
aderezos

Los aderezos pueden mejorar el sabor de nuestro alimento, pero ¿mejora su calidad nutrimental? La respuesta es NO. Cada cucharada de nuestro aderezo puede agregar alrededor de 100 (o más) calorías vacías, es decir, calorías que no aportan ningún valor nutricional. Los aderezos están elaborados a base de grasas, que no necesariamente son saludables, y de azúcares, por lo que pueden generar un impacto negativo en nuestro organismo. Así que si estás buscando perder peso o mantener un peso saludable, lo ideal será evitar los aderezos comerciales, incluyendo la mayonesa y la cátsup, o hacer tus propios aderezos en casa y utilizarlos en cantidad moderada.

Mayonesa
La base de la mayonesa es el aceite de soya genéticamente modificado, el cuál se ha estudiado que es uno de los aceites que generan más daño al organismo por su alto contenido de herbicida glifosato. A pesar de ser pésimo, este aceite es el más utilizado en los alimentos procesados; en cualquiera de sus presentaciones, el aceite de soya puede ocasionar enfermedades como la obesidad, diabetes, enfermedades cardiovasculares y trastornos del sistema reproductivo.

Otro ingrediente tóxico de la mayonesa comercial, es el jarabe de maíz de alta fructosa que se utiliza para endulzar. Este ingrediente se absorbe muy rápido y aumenta el nivel de azúcar en sangre y de insulina, una hormona que se encarga de almacenar grasa en el cuerpo. La fructosa va directamente al hígado y desencadena la lipogénesis (la producción de grasas como los triglicéridos y el colesterol) y es por eso que se considera la principal causa del hígado graso. Además, el jarabe de maíz de alta fructosa contiene niveles tóxicos de mercurio debido a los productos de cloro-álcali utilizados en su producción.

Si no puedes vivir sin mayonesa, entonces considera hacer tu propia mayonesa a base de aceite de oliva extravirgen, yema de huevo orgánico, vinagre o jugo de limón, mostaza y sal de mar. Aunque sigues sumando calorías al platillo, podemos obtener los beneficios de las propiedades antioxidantes y antiinflamatorias del aceite de oliva. A esta mayonesa casera puedes agregar chipotle para evitar también el aderezo de chioptle comercial.

Cátsup
El ingrediente principal de la cátsup es el jarabe de maíz de alta fructosa. Además de lo ya mencionado, se ha demostrado que el jarabe de maíz de alta fructosa puede generar el intestino poroso, o sea que perfora literalmente el revestimiento intestinal. Esto ocasiona que subproductos desagradables de bacterias intestinales tóxicas y proteínas alimentarias parcialmente digeridas ingresen al torrente sanguíneo, lo cual genera inflamación y, por ende, obesidad, diabetes, cáncer, enfermedades cardiovasculares y demencia.

Una simple cucharada de cátsup contiene cuatro gramos de azúcar y 20 calorías. Muchas marcas agregan también conservadores, colorantes y saborizantes artificiales en el producto incrementando el riesgo de su consumo para nuestro organismo. Los colorantes se han relacionado con el desarrollo de ciertos tipos de cáncer, hiperactividad y otros trastornos del comportamiento. La salsa barbeque está hecha en base a la cátsup y otras especies, por lo que el riesgo es el mismo y te recomendamos ampliamente hacer tus propias salsas en casa.

Aderezos cremosos
Al leer la lista de ingredientes de un aderezo cremoso comercial, muchas veces nos topamos con algunos que no sabemos qué son o que incluso son difícil de pronunciar. Esto es porque no contiene alimentos reales ni naturales por lo que nuestro sistema digestivo ni lo reconoce como comida. Al igual que la mayonesa, contiene aceite de soya genéticamente modificado como base. También contiene grandes cantidades de glutamato monosódico, un potenciador de sabor.

Está comprobado que el glutamato monosódico puede causar daño o muerte celular, lo cual puede causar problemas con el aprendizaje y otros daños cerebrales. También está relacionado con síntomas como fatiga y desorientación, depresión, taquicardia, sensación de hormigueo y entumecimiento. Podemos encontrar esta sustancia en muchos productos procesados y es común que lo escondan bajo otros nombres en las etiquetas como saborizantes, extracto de malta, carragenina, proteína de soya, entre otros.

Muchas veces cuando queremos cuidar nuestra alimentación, optamos por suplir nuestros platillos por una ensalada, lo cual no tiene nada de malo. La ensalada está llena de verduras verdes, con muchas vitaminas, minerales y fibra, y de proteína de alto valor biológico que proviene del pollo a la parrilla. El problema comienza cuando le agregamos gran cantidad de aderezo cremoso y sumámos calorías que no nos aportan ningún nutrimento. Es mejor optar por hacer vinagretas caseras, que sean saludables, y consumirlas en cantidad moderada, utilizando un aceite de oliva extravirgen y vinagres como el balsámico o de manzana.

Crema agria
La crema agria también es utilizada con frecuencia como complemento en nuestros platillos, sin embargo, por ser un producto lácteo no orgánico contiene la hormona de crecimiento bovino o rBGH transgénica, lo que la convierte en un alimento que puede perjudicar nuestra salud. Éste causa un incremento del riesgo de padecer cáncer de mama, ya que ocasiona que las células del tejido mamario se conviertan en células cancerosas. Esto es prohibido en muchos países, pero en México y otros países de América sí lo permiten. Aparte del rBGH, la crema también contiene almidón modificado de maíz que puede generar molestias gastrointestinales y gases.

Mostaza
La mostaza, por otra parte, aporta menos de 5 calorías por cucharada. Contiene calcio, magnesio, potasio y fósforo, minerales esenciales para la salud musculoesquelética y cardiovascular; también compuestos fenólicos y fitonutrientes que son potentes antioxidantes que ayudan a disminuir el estrés oxidativo del organismo, a prevenir el cáncer y a desinflamar. Además, se ha demostrado que aumenta la tasa metabólica basal, que son las calorías que quemamos en reposo. Por lo tanto, la mostaza es un aderezo saludable que podemos utilizar en nuestros platillos favoritos o para hacer vinagretas caseras para las ensaladas.

En resumen, nuestros aderezos comerciales favoritos acostumbran tener ingredientes que son perjudiciales para salud, entre ellos: aceite de soya, jarabe de maíz de alta fructosa, glutamato monosódico y hormona del crecimiento bovino. Se han relacionado con el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, cáncer, obesidad, diabetes, daños cerebrales y trastornos de la conducta. Es importante leer siempre las etiquetas antes de comprar un producto procesado para estar conscientes de lo que estamos consumiendo o lo que está consumiendo nuestra familia. De ser posible, deberíamos evitar todos los productos procesados y guiarnos por los alimentos frescos y hacerlo todo en casa. De esta manera estaremos sumando más años de vida y restando problemas de salud.

Nutrióloga Tere Ramírez

Tags : AderezosagriaCátsupcremaMayonesamostaza
NutricionAvanzada

The author NutricionAvanzada

Leave a Response