close
10 objeciones a las demostraciones de afecto virtuales

Noticia de Irlanda

Manifestaciones virtuales de afecto son el mayor paso en falso de la era de las redes sociales, según una nueva investigación. Sabes a lo que nos referimos –esa pareja que no puede limitar su adoración mutua a dentro de los muros de la casa que comparten, sino que escribe comentarios públicos en el muro de Facebook de la pareja.

La tendencia de expresar amor muy abiertamente en línea, aparentemente molesta y mortifica a casi la mitad de los usuarios de internet. Así que para mantenernos en el lado correcto del ‘amor en línea’ te ofrecemos 10 objeciones a las demostraciones en público por internet.

  1. Valoriza la privacidad, tal vez uno de los bienes más preciosos en la tierra; algunos dicen que la privacidad es en parte lo que ayuda a mantener la chispa dentro de una relación. Gracias a la explosión de los medios de comunicación y de las redes sociales, la privacidad parece ser poco comprendida en la edad moderna. Pero la regla básica es evitar decir nada a tu pareja en línea o en un foro público que podría ser mejor expresado en privado. La premisa es que los actos públicos o ‘vistosos’ de expresión pueden abaratar el sentimiento. En otras palabras, sólo parecen una fanfarronada.
  2. No mortifiques a tus hijos. Antes de que contemples escribir sobre temas íntimos en un espacio público, piensa en cómo se lo explicarías a tu niño de nueve años de edad. Esos comentarios causan furor por su indiscreción. Es una situación que nunca, ningún padre quiere enfrentar.
  3. Piensa antes de escribir. Todo el mundo sabe que el internet ha cambiado la forma en que nos comunicamos y es verdaderamente sabio adaptar tu estilo de comunicación para mantener el ritmo. El tono de voz no se obtiene por internet, así que lo que puede parecer sarcasmo divertido en la persona cuando se acompaña de expresiones faciales y el lenguaje corporal, puede verse como total imprudencia cuando se lee en una pantalla. Abstenerse de escribir nada en línea que no estés preparado para decir a la cara de alguien.
  4. No olvides que el internet es para siempre, que nunca podrás borrar lo que escribes. En los anales del tiempo, es una de las situaciones en que debemos tener la mayor de las cautelas, sobre todo cuando se está declarando un amor eterno a alguien que no habías conocido hasta la semana anterior.
  5. Estate seguro de que tus ‘pecados’ virtuales te van a encontrar tarde que temprano. Estos comentarios tienen una forma muy exacta de hacerse presentes el día menos pensado. Pensar antes de hacer clic funciona para todos. Y recuerda que el botón de “off” a veces puede ser el movimiento más sabio que hagas.
  6. No aires tu ropa sucia en línea. Sólo hay una cosa peor que ser excesivamente sensiblero en línea, y son esos comentarios amargos o venenosos ante el beneplácito del público asistente. A las celebridades les encanta hacerlo, pero son celebridades; viven del comentario público sobre sus personas. Pero ten cuidado: lo que parece ser un estallido catártico de justa indignación, podría convertirse en una lección de sabor amargo por la mañana. Es muy sano escribirlo, sólo que guarda los borradores. Te sentirás mejor de no haberte puesto en evidencia.
  7. Ser sincero. La sinceridad, como la privacidad, está muy subestimada en estos días. La falta de sinceridad no se lleva bien con nada ni con nadie. Así que si no lo sientes no lo digas. Una cosa es adular y otra es alabar. Se va a notar la diferencia, generalmente no pasa desapercibida.
  8. No escribas para beneficio de nadie. Si hablas sobre las habilidades culinarias de tu esposo tiendes a parecer como si estuvieras jactándote ante amigas cuyos maridos tienen otras habilidades que no es la gastronomía, por ejemplo. Es más fácil repartir elogios directos, sin intermediarios. ¿Por qué piensan que todos los demás tienen que ser testigo de? ¿Por qué será que sólo decirlo entre sí no es suficiente? ¿Por qué dicen que su pareja es la mejor esposa/esposo de todo el mundo? ¿Acaso debemos estar informados vía internet?
  9. Recuerda que la realidad existe. Cuando se es demasiado expresivo en línea puedes perder fácilmente la capacidad de expresarte en la realidad. ¿Te estás olvidando expresar afecto en persona? Es algo que no se puede probar, pero estoy bastante seguro de que muchas personas que conozco les gustaría más oír un sentimiento sincero en persona, que la adulación en línea.
  10. No evites la emoción. Si vas a participar en una muestra de afecto (virtual o no), hazlo al menos sinceramente y sin pedir disculpas. No es momento de tener miedo de parecer tonto. Decirle a alguien por qué los amas, decirles un cumplido, es gratificante. Sólo basta decirlo sinceramente, nadie extra necesita escucharlo. Compartir el afecto no es un deporte de espectáculo y las emociones verdaderas no necesitan testigos para que sean válidas.

Fuente: independent.ie

 

Tags : amoren lineainternetrelacionessentimientovirtualVirtuales
NutricionAvanzada

The author NutricionAvanzada

Leave a Response