close
Salud

Beneficios de la Luz Solar sobre el Sistema Inmunológico

Beneficios de la Luz Solar sobre el Sistema Inmunológico

La luz solar es un refuerzo inmunológico natural cuando nos exponemos prudentemente a sus rayos directos, al mismo tiempo, evitarlos podría ser uno de los factores principales de que exista un gran número de problemas de salud.

Al exponernos al sol, la piel del cuerpo no solo produce vitamina D sino que también recibimos una serie de beneficios que a no están relacionados con dicha vitamina.

En cierto sentido los seres humanos parecemos tener mucho en común con las plantas –ambos necesitamos exponernos directamente a los rayos del sol con el espectro de luz completo que nos proporciona. Es necesario exponerse menos de 5-10 minutos para estimular la actividad de las células inmunológicas.

Recientes investigaciones muestran que tanto la luz azul como la luz ultravioleta fomentan la actividad de los linfocitos (glóbulos blancos).

Probablemente el beneficio para la salud más conocido de exponerse a los rayos del sol es el aumento de la vitamina D, pero hay otros muchos beneficios:

1.- Fija el ritmo cardiaco
Pasar un ratito bajo un sol brillante al mediodía ayuda a establecer el ritmo circadiano que es importante para poder dormir adecuadamente. Una deficiencia de vitamina D aumenta el riesgo de apnea obstructiva del sueño. Entre más grave es la apnea, más grave es la deficiencia de la vitamina.

2.- Reduce la presión arterial
Investigaciones han demostrado que cuando los rayos del sol tocan la piel, el óxido nítrico es liberado en el torrente sanguíneo. Este poderoso compuesto reduce la presión arterial al dilatar específicamente los vasos capilares bajo la piel con lo que se protege el sistema cardiovascular de ataques cardiacos y derrames cerebrales.

3.- Modula la expresión genética relacionada con la respuesta inflamatoria
Durante los meses de invierno se activan los genes del sistema inmunológico, lo que ayuda a combatir microbios infecciosos; durante el verano, aumenta la actividad de los genes antiinflamatorios. En esencia, durante el verano tu cuerpo comienza a combatir el daño ocasionado por la inflamación que se produce cuando su sistema inmunológico está en alerta roja. Pero para tener ese efecto, necesita exponerse a los rayos del sol.

4.- Previene enfermedades infecciosas
Evitar de forma generalizada los rayos del sol podría ser factor causante de la reaparición de la tuberculosis que actualmente acaba con la vida de alrededor de 4,100 persona diariamente. En el año 2014, hubo 1.5 millones de muertes relacionadas con esta enfermedad alrededor del mundo lo que la convirtió en la principal enfermedad infecciosa que existe.

5.- Estimula la producción de serotonina cerebral, que mejora el estado de ánimo y la salud mental
Durante mucho tiempo, la terapia de la luz ha sido el tratamiento inmediato para atender el “trastorno afectivo estacional” y las investigaciones más recientes sugieren que ésta también podría ser útil para abordar una depresión severa.

6.- Eleva los niveles de dopamina, por lo tanto, protege contra la miopía
Los investigadores australianos han encontrado que los niños que pasan la mayor parte de su vida en ambientes interiores tienen tasas significativamente más elevadas de padecer un alto grado de miopía. Según reportó The Daily Mail: “Los investigadores creen que la enzima neurotransmisora dopamina es el agente responsable. Se sabe que inhibe el crecimiento excesivo del globo ocular, que causa la miopía. Los rayos del sol provocan que la retina libere una mayor cantidad de dopamina.

Tags : luzpielsolarvistavitamina d
NutricionAvanzada

The author NutricionAvanzada

Leave a Response