close
lactancia

En la vida de una mujer existe un momento más demandante nutricionalmente hablando, esto es cuando se está embarazada y posteriormente cuando está lactando. Lo ideal es minimizar los alimentos procesados y aumentar el consumo de vegetales, grasas saludables y proteína de alta calidad esto con la finalidad que realmente tanto como la madre y el bebé reciban nutrientes esenciales de igual manera existen algunas alternativas para nutrir y apoyar el crecimiento del bebé.

La OMS (Organización Mundial de la Salud) recomienda como suplementación básica el ácido fólico 400 Mg como parte de la atención prenatal, para reducir el riesgo del bajo peso al nacer.

Según la OMS no se recomienda la suplementación de vitamina D en este periodo debido a que no se absorbe correctamente, sin embargo se recomienda exponerse al sol entre 5 y 10 minutos diarios por las mañanas para obtener esta vitamina de una manera natural y segura.

Las recomendaciones que presentaremos a continuación es con previa asesoría nutricional y por medio de un especialista en el área (Nutriólogo).

EMBARAZO:

Recuerda que en el embarazo no necesitas comer por 2 y junto con la alimentación puedes agregar las siguientes alternativas nutricionales

  • Jugo quemador de Grasa*: Combinación de vinagre de manzana orgánico y aceite de omega 3.6.9, la cual activa el metabolismo, circulación, ayuda a la digestión y eliminación de toxinas.
  • Easy C: Fibra natural que ayuda regular la función del intestino, logrando así una evacuación diaria.
  • Probióticos: Ayudan a equilibrar y repoblar la flora intestinal.
  • Natural Calm: Citrato de magnesio el cual restaura los niveles de magnesio y ayuda a reducir el estrés.
  • Ajo japonés*: Ayuda a mejorar problemas circulatorios y aumenta el sistema inmune.
  • Bicarbonato de sodio: Ayuda a alcalinizar el ph de tu cuerpo, creando así un equilibrio.

LACTANCIA:

Etapa vital para el correcto crecimiento, desarrollo y vinculo afectivo madre e hijo, y mientras estés en este proceso la alimentación es esencial, puedes complementarla junto con las siguientes alternativas nutricionales:

  • Jugo quemador de Grasa*: Combinación de vinagre de manzana orgánico y aceite de omega 3.6.9, la cual activa el metabolismo, circulación, ayuda a la digestión y eliminación de toxinas.
  • Easy C: Fibra natural que ayuda regular la función del intestino, logrando así una evacuación diaria.
  • Probióticos: Ayudan a equilibrar y repoblar la flora intestinal
  • Natural Calm: Citrato de magnesio el cual restaura los niveles de magnesio y ayuda a reducir el estés.
  • Colágeno: fuente de proteína ideal para la saciedad.
  • Bicarbonato de sodio: Ayuda a alcalinizar el ph de tu cuerpo, creando así un equilibrio.

*Lo ideal es que se tenga una previa asesoría nutricional para un mejor consumo de estos suplementos.

Los puedes encontrar en mi consultorio y tienda online.

Nutrióloga Andrea Requenes

Tags : ajoembarazolactancialactandonaturalesprobioticossuplementos
NutricionAvanzada

The author NutricionAvanzada

Leave a Response