close
EUA-Cómo el correr cambió mi vida

 

Apenas cuatro años después de haber tenido un ataque al corazón, Wylde Parnelle ha corrido cerca de 6,000 Km, ha perdido más de 30 kilos y tiene un nuevo contrato de arrendamiento para su vida. “Me ha cambiado de formas que nunca imaginé, y que nunca dejaré”.

¿Qué te impulsó a empezar a hacer ejercicio?
Mi esposa estuvo lanzándome indirectas para que perdiera peso por mucho tiempo, pero nunca los tomé en cuenta. Tomó un leve ataque cardíaco a la edad de 47 años para hacerme ver el daño que había hecho a mi cuerpo y decidir que era hora de cambiar. Yo solía bromear diciendo que estaba en forma, redonda, pero en forma -pero ya no fue cosa de risa. Quiero vivir una vida larga y feliz. Y no puedo hacer eso si tengo sobrepeso o estoy muerto.

¿Cómo empezaste?
Comencé a caminar en la banda y después con programas en línea. Caminar, a menudo te conduce a correr, y ahora me encanta tanto que no puedo dejar de hacerlo.

Describe tu rutina de ejercicios regulares.
Corro aproximadamente 45–50 Km a la semana, con variedad de distancias. Hago las carreras largas los sábados con una distancia de no menos de 16 Km. Habiendo corrido 10 medio-maratones, correr 21 kilómetros o más, no es tan aterrador como solía ser. Una vez al mes hago una carrera de 25 kilómetros (a menos que me esté entrenando para un maratón, en cuyo caso sería más). Planeo empezar repeticiones de colina y de tiempo este verano, porque quiero terminar un maratón en menos de cuatro horas.

¿Cuál fue el mayor obstáculo para el ejercicio y cómo lo superaste?
El dolor de rodilla. Mis rodillas me quemaban mucho al principio. Me imaginé que algún día necesitaría cirugía. Pero seguí. Casi por arte de magia el dolor desapareció, al igual que el peso. Hubo un tiempo que subir a la caminadora o correr al aire libre era difícil. Ahora si no lo hago, siento que me falta algo muy importante.

¿Cuál es la parte más gratificante de tu vida como corredor?
Lo bien que me siento y haber corrido mi primer maratón a los 50 años de edad. Cuando tenía 14 años, solía correr con mi padre mientras él entrenaba para un maratón. Él estuvo muy emocionado y orgulloso cuando lo hice en el 2010. No correr con él en aquel entonces, es uno de mis grandes pesares en la vida. Ahora he bajado 35 kilos de peso he reducido los medicamentos para la hipertensión arterial y colesterol a las dosis más pequeñas. Hace unos meses vi a un especialista de corazón y fue un alivio saber que mi corazón está fuerte y saludable. Mi ritmo cardíaco cuando estaba con sobrepeso era alrededor de 80 a 90 latidos por minuto y mi presión arterial promedio era 210/115. Ahora mi ritmo cardiaco en reposo es de 55 a 60 latidos por minuto. Mi promedio de presión arterial es de 115/75. Correr me ha cambiado de forma que nunca imaginé, y nunca dejaré de hacerlo. Estoy inscrito para tres
medio-maratones más, que completarán cinco en este año y un total de 13 desde 2010. También ya estoy inscrito para correr mi segundo maratón completo en mayo del próximo año.

¿Tenías una meta de pérdida de peso?
Creo que andaba por los 105 kilos. (Podrían haber sido incluso más; me negué a subirme en una báscula cuando vi 100 k, pero había ganado mucho más que eso). La medida eran mis pantalones. Cuando estaba en mi mayor peso ya no podía abotonarlos, y sólo con el cinturón los detenía. Escondía de todos esta situación con vergüenza. Mi meta original era de 80 kilos. Me mantuve ahí por más de un año. Ahora estoy en 72 y he establecido un nuevo objetivo de 70k. Tengo 2k de más que bajar. No he estado en este peso desde que estaba en mis 20’s ¡imagínate lo bien que me siento!

¿Cuál es el secreto de tu éxito en la pérdida de peso?
Dar el primer paso y no mirar hacia atrás. Determinación de triunfar y rodearse de gente positiva que ayuda cuando se necesita son claves importantes para el éxito. Mi esposa es una gran motivadora. Veía “The Biggest Loser” mientras caminaba (y eventualmente corría) en la caminadora. Viendo esas personas que tenían éxito me ayudó a creer que yo podría tenerlo también.

¿Qué tipos de cambios hiciste en qué y cómo comías?
Las cosas que me encantaba comer antes son cosas que ya no extraño ahora. Empecé a tomar decisiones saludables: comer frutas y verduras y comer menos alimentos procesados. Comencé a llevar un apunte de todo lo que comía, de esta manera, no te engañas porque sería hacer trampa a ti mismo. Empecé reduciendo el tamaño de las porciones, difícil, más no imposible. Todavía tengo una debilidad: las papas fritas. Es un verdadero placer comerlas, pero muy rara vez lo hago.

¿Qué consejo darías a un principiante o alguien que acaba de empezar?
Empezar con metas pequeñas y una vez que llegues a ellas, seguir adelante. Si pones metas altísimas con objetivos inalcanzables y fallas, vas a renunciar. Yo puse la mira en mi meta de peso desde el principio, pero tardé muchos esfuerzos más pequeños de tiempo para alcanzarla (durante un periodo de 18 meses). La pérdida de peso rápida es a menudo seguida de, incluso, una más rápida recuperación y puede ser de aún más kilos.

¿Cuál es tu meta a largo plazo?
Quiero correr más maratones completos y tratar de conseguir un tiempo por debajo de 4 horas. Seguiré corriendo por lo menos un maratón completo cada año hasta que lo logre. Me gustaría tratar de completar el reto Goofy Challenge en Disney. Quiero ganar, en mi categoría de edad, un medio maratón. Quiero llegar a 15.000 Km para cuando sea mi 57avo cumpleaños. Ahora, después de 3,5 años, estoy en 6.000 Km y con mi promedio actual es una meta alcanzable. También me gustaría correr medios maratones cuando esté en mis 90’s (y tal vez un maratón completo en mi centenario).

Fuente: runnersworld.com

Tags : caminarcorrermaratónperder pesovida
NutricionAvanzada

The author NutricionAvanzada

Leave a Response